18 de octubre de 2019

La cara norte del corazón - Dolores Redondo


La novela que reseño hoy es una de las grandes novedades más esperadas para esta temporada porque no me equivoco cuando afirmo que todos los lectores de la Trilogía del Baztán estábamos deseando tener en nuestras manos su precuela. Hoy os hablo de La cara norte del corazón.

Mi opinión


Amaia Salazar ha sido la subinspectora más joven de la Policía Foral de Navarra, con solo 25 años alcanzó la categoría y en pleno verano de 2005 se encuentra en Estados Unidos realizando un curso sobre asesinos en serie impartido por el FBI. El trabajo realizado por Amaia en un ejercicio práctico sobre un asesino apodado “el compositor” llama la atención del agente especial Aloisius Dupree que no duda en invitarla a formar parte del equipo que se desplazará hasta Nueva Orleans en su búsqueda mientras la ciudad se prepara para la llegada del huracán Katrina.

Por fin sabemos más cosas sobre Dupree, ese personaje que desde El guardián invisible nos intrigaba a todos los lectores y sobre el que no parábamos de hacer conjeturas y, si bien en La cara norte del corazón no tenemos todas las respuestas a las preguntas que nos habíamos hecho, sí conseguimos por fin acercarnos a un personaje que por sí solo ya daría para una saga de libros. Mientras el agente se enfrenta a su pasado y el equipo intenta dar caza a ese asesino en serie que parece aprovechar las catástrofes naturales para llevar a cabo sus asesinatos, la narración retrocederá también a la infancia de Amaia en Elizondo para ahondar un poco más en aquel pasado traumático ya conocido por los lectores y para conocer más profundamente a un personaje muy interesante y hasta ahora un tanto desdibujado, su tía Engrasi.

Si algo destaca en La cara norte del corazón es la ambientación en Nueva Orleans. Ninguno hemos olvidado las imágenes de una ciudad devastada tras el paso del Katrina y si alguien lo ha hecho Dolores Redondo nos lo cuenta al detalle incidiendo no solo en la tragedia física, sino también en la emocional de sus habitantes, a través de descripciones minuciosas que a menudo redundan en lo ya descrito haciendo que, en ocasiones, el ritmo lector y la tensión narrativa se resientan produciendo una serie de altibajos que se acusan de forma especial cuando, en plena investigación y caza de un asesino en serie, la narración toma otros derroteros que, si bien nos ayudan a conocer y entender un poco más a algunos personajes, poco o nada aportan a la supuesta trama principal. He tenido la impresión de que la autora quería contarnos demasiadas cosas, tantas que se perdía la esencia de una investigación encaminada a capturar a un asesino en serie despiadado que me ha puesto los pelos de punta pero que, con tanto ir y venir y con tanto cambio de escenario, terminó perdiendo fuelle e interés a pesar de tratarse de un personaje basado en un asesino real.

En La cara norte del corazón Dolores Redondo nos ofrece su prosa más cuidada y descriptiva, apreciándose una clara evolución con respecto a la trilogía. Esta evolución es aún más evidente en los diálogos que resultan más naturales, aunque en ocasiones sigue siendo complicado distinguir a algunos personajes secundarios de otros si nos basamos única y exclusivamente en su lenguaje, para ello tenemos que ceñirnos a lo que la autora nos ha contado de ellos y no a lo que ellos nos han transmitido con sus palabras y acciones, salvo en el caso de Amaia a la cual ya conocemos bien y con la que podemos confirmar en esta precuela que desde siempre ha sido un portento en la investigación criminal y en el análisis del comportamiento humano.

En definitiva, La cara norte del corazón es una novela de lectura casi imprescindible para los seguidores de la Trilogía del Baztán. Incluso aquellos que aún no se han estrenado con la autora pueden hacerlo perfectamente con esta para después continuar con sus predecesoras.

Ficha técnica


16 de octubre de 2019

Las hijas de la tierra - Alaitz Leceaga


Poco más de un año ha transcurrido desde que finalizaba la reseña de El bosque sabe tu nombre, novela debut de Alaitz Leceaga, comentando que estaba segura de que la autora nos iba a deparar muchas alegrías literarias y la primera de ellas no se ha hecho esperar porque el pasado mes de septiembre se publicó su segunda novela y ya solo el título y la portada me enamoraron. Hoy os hablo de Las hijas de la tierra.

Mi opinión


Corre 1889 y los viñedos de la finca Las Urracas, en La Rioja, continúan secas desde hace años, según se cuenta por la maldición que recae sobre las Veltrán-Belasco, tres hermanas huérfanas de madre, Gloria, Teresa y Verónica, de las que se dice llevan el demonio dentro y cuya vida transcurre solitaria y apartada en una mansión que amenaza ruina y con la única compañía de su padre, su hermano y una tía.

Gloria, la mayor de las tres, será la voz encargada de conducirnos por esta saga familiar con ciertos tintes góticos que no solo ha cubierto mis expectativas, sino que las ha superado y de qué forma. Es difícil decantarse por cuál es el aspecto más relevante en Las hijas de la tierra porque Alaitz Leceaga ha escrito una novela redonda se mire por donde se mire. Empezando por la trama en sí misma, bien planteada y mejor desarrollada con un ritmo cadencioso que invita a una lectura pausada con la que recrearse en la magnífica prosa de la autora con un estilo elegante y envolvente con el consigue situar al lector en el epicentro de la historia, viviendo y respirando como lo hacen sus personajes.

Porque toca ya hablar de esos personajes que habitan las páginas de Las hijas de la tierra, empezando por esas tres mujeres perfectamente definidas y que brillan con luz propia junto a los numerosos secundarios para los que Alaitz Leceaga se toma también el tiempo necesario para perfilarlos, consiguiendo con ello un elenco que traspasa el papel impreso para sentirlos como personas reales a las que amar o detestar. Los que me conocéis sabéis que los personajes femeninos fuertes me fascinan y sin duda esto es lo que nos ofrece la autora que, como ya hiciera en El bosque sabe tunombre, nos presenta a unas mujeres que no se conforman con el papel al que la sociedad las ha relegado y que luchan contra las adversidades a pesar de los tropiezos que salpican el camino.

Si a una buena trama y a unos personajes potentes le sumamos una magnífica ambientación, ya tenemos todos los ingredientes para convertir una novela en una lectura inolvidable. La autora nos traslada no solo a los paisajes y resto de escenarios descritos, sino a la vida y al ambiente de una sociedad en la que la mujer solo servía para parir y atender la casa y los hijos, sin poder alzar la voz para decir lo que piensa y lo que siente. Pero ni Gloria, ni sus dos hermanas, han nacido para callar y agachar la cabeza y contra viento y marea lucharán por aquello en lo que creen a lo largo de una novela que toca temas tan diversos como el ansia de poder, la venganza, los celos, el maltrato, la homosexualidad… Y todo ello aderezado con un pequeño toque sobrenatural tratado de forma exquisita de modo que quien quiera creer en fantasmas, creerá, y los más escépticos siempre encontrarán la explicación racional.

Creo que queda claro lo muchísimo que me ha gustado Las hijas de la tierra, una de mis mejores lecturas de este año. Una novela inolvidable con unos personajes rotundos y narrada con una prosa impecable con la que Alaitz Leceaga se convierte desde ya en una de mis autoras de referencia. No lo dudéis y leedla.

Ficha técnica






14 de octubre de 2019

Esta semana leo... #297


Un lunes más os cuento cuáles son mis planes lectores en esta semana que comienzo con Después de muchos inviernos de Marian Izaguirre, una autora con la que siempre acierto y que con lo poco que llevo leído ya intuyo que en esta ocasión no va a ser distinto.

Y no sé con qué continuaré a pesar de que no creo que mi actual lectura me dure más de un par de días porque es breve, aunque durante el fin de semana ni la he tocado. Cuando llegue el momento decidiré, pero me inclino por apartarme de las novedades e ir sacando lecturas pendientes.

Aprovecho para recordaros que hay un sorteo activo en el blog, se trata de El latido de la tierra de Luz Gabás. Ya sabéis que me ha encantado la novela así que si os interesa podéis ir directamente a las bases clicando sobre el banner.

Y vosotros ¿qué leéis?

12 de octubre de 2019

Ganador de No hay luz bajo la nieve

Ya tenemos el nombre de la persona que disfrutará de No hay luz bajo la nieve y la ganadora de un ejemplar y es...

a Rafflecopter giveaway

¡Felicidades, Laky! Necesito tus datos postales y número de teléfono para que la editorial te haga llegar el ejemplar. Como ya sabes para ello preciso de tu consentimiento expreso por lo que en el correo que envíes a entremislibrosyo@gmail.com debes incluir el siguiente texto:

"Doy mi consentimiento al tratamiento de los datos que proporciono en este correo con el único fin de recibir el premio de este sorteo, un ejemplar de No hay luz bajo la nieve de Jordi Llobregat, y acepto que estos sean cedidos a la editorial encargada del envío."

El resto no olvidéis visitar los otros blogs organizadores por si habéis sido afortunados con ellos.


¡Gracias a todos por participar!